domingo, 28 de julio de 2013

LOS LIBROS SON PARA EL VERANO

 
Cuando era pequeña y llegaban los primeros calores, previniéndonos del verano que estaba a punto de llegar, mi madre siempre repetía la misma cantinela: "Vete a casa de la familia López, a ver qué te tienen preparado para este verano". Yo, sin pensármelo dos veces, salía disparada hacia esa casa, que para mí estaba llena de misterios. 

Desde la primera vez que estuve en ella, me quedé fascinada por su gran e impresionante biblioteca. Ahora, con el tiempo, pienso que no era fruto de que yo era pequeña y que su tamaño para mí era colosal, sino de que realmente los libros de mil tamaños y formas estaban ordenados en grandes estanterías de madera, meticulosamente puestos siguiendo una clasificación que para mí era totalmente desconocida. Ocupaban paredes y más paredes, como si fueran el papel pintado o el estuco que decoraba el piso. Yo siempre los miraba pensando que algún día, cuando tuviera mi propia casa, copiaría cada detalle de esa fabulosa biblioteca. 

Al abrirse la puerta, la señora López, Aurelia, me recibía detrás de sus gruesas gafas y con voz suave, casi como un susurro. Me agarraba de la mano, para llevarme al comedor, me sentaba en una silla y empezaba el primer acto de mi opereta veraniega. 

- Ahora tienes 8 años y he echo una lista de libros para ti. Los he escogido meticulosamente pensando en lo que a ti más te gusta, aventuras, misterio, historias tiernas? espero que te gusten. 

A lo que yo asentía, muda, para no romper el hechizo. Entonces llegaba la parte mágica: los libros salían de lugares recónditos como si hubieran sido llamados por una fuerza misteriosa. Aurelia seguía hablándome en voz baja: 

- Mira, con este vivirás la hazaña de tres jóvenes valientes, con este surcarás los mares del sur, con este te enamorarás de todo tipo de animales, con este descubrirás las historias de las estrellas que iluminan el firmamento. 
Y así, por arte de magia, los libros se iban acumulando en la mesa formando altos torreones. ¡Diez, quince, hasta veinte! Yo, mientras, en un papel iba apuntando los títulos escogidos para ser leídos y literalmente devorados durante los meses de verano que tenía por delante. 

Al finalizar, Aurelia me miraba con sus azules ojos y me decía: 

- Cuídalos, que aletean y tienen vida. 

Haciendo diversas veces el mismo trayecto, me los llevaba a casa. 

Luego, cuidadosamente los protegía forrándolos con papeles de mil colores y los metía en una maleta, para que no se estropearan, guardándolos como si fueran mi más preciado tesoro. 

El segundo acto transcurría como el sueño de una noche de verano, rodeada de grandes aventuras, viajando a lugares remotos, descubriendo estrellas fugaces. A primera hora de la mañana con mi libro a cuestas, como si fuera una extensión de mi cuerpo, me paseaba por todos los rincones de la casa. Del comedor al baño, de la cocina al jardín, del banco de la entrada a la hamaca de debajo del almendro. Y cada minuto libre que mis actividades familiares me brindaban metía la nariz entre esas hojas llenas de palabras encadenadas, experimentando una levitación de todo mi ser. Mi cuerpo y mi alma iban al compás del relato, sin tomar aliento: vivía las vidas de otros como si fueran mías y me sentía realmente viva. 

El tercer acto era la despedida dolorosa. Después de meses compartidos, me tocaba devolverlos. Les sacaba los forros para resaltar su piel original, los abrazaba y los llevaba de nuevo a la casa encantada. 

Los años han pasado y sigo experimentando las mismas bonitas sensaciones de esos veranos de la infancia. Por eso quisiera invitaros a llenar todos los días, y en verano en especial, de libros. Espero que experimentéis y sintáis que sin ellos nos falta algo. 

Tener un libro entre las manos, supone tener la oportunidad de vivir en la piel del otro, vibrar con sus temores, alegrías, y cómo no, llorar por sus pérdidas. 

En definitiva: ser y estar vivo.
 
 
 

domingo, 21 de julio de 2013

20 MANERAS DE AYUDAR A SUS HIJOS PARA QUE TRIUNFEN EN LA ESCUELA

 
20 MANERAS DE AYUDAR A SUS HIJOS PARA QUE TRIUNFEN EN LA ESCUELA
 
 
 

Los padres son los primeros maestros y los que ejercen mayor influencia en las vidas de los niños. Por eso es muy importante que los padres desarrollen y mantengan enlaces fuertes con las escuelas de sus hijos. Cuando los padres y las familias se involucran en las escuelas, los niños tienden a destacarse más y sus opiniones sobre la escuela son más positivas. Para que los niños puedan tener éxito en la escuela, los padres y las familias deber participar activamente en el aprendizaje de los niños. En efecto, muchos estudios científicos demuestran que lo que la familia hace es más importante para el éxito escolar de los niños que el nivel de ingresos familiares o el nivel educativo de los padres. He aquí 20 maneras en que usted puede ayudar a su hijo a triunfar en la escuela.

 
 

Desarrollar una colaboración fuerte con los maestros de su hijo y el personal docente.

1. Reúnase con la maestra de su hijo. Tan pronto como comience el año escolar, busque la manera de reunirse con la maestra de su hijo e infórmele que desea ayudar a su hijo a aprender. Dígale con claridad que si percibe que surge algún problema, usted desea saberlo inmediatamente. Hablar con la maestra de su hijo ofrece muchas ideas para empezar una colaboración.
 
2. Aprende quién es quién en la escuela de su niño. En la escuela de su niño hay muchas personas dedicadas a ayudarlo a aprender, crecer social y emocionalmente, y transitar por el ambiente escolar. Quién es quién en la escuela de su niño es una lista selecta sobre el personal docente y administrativo así como las organizaciones a nivel de distrito. Cada escuela es diferente, pero este artículo le ofrecerá una introduccion general a las personas que trabajan en la escuela de su hijo.
 
3. Asista a las conferencias de padres y maestros, y manténgase en contacto durante el año escolar. Las escuelas por lo regular ofrecen anualmente una o dos conferencias para los padres. Usted puede asistir con alguien que sirva como intérprete o puede pedirle a la escuela que se lo proporcione. Usted tambiéén puede solicitar reunirse con la maestra de su hijo en cualquier momento durante el año. Si algo le preocupa y no puede reunirse personalmente, envíe una nota corta o programe una charla breve por teléfono. Sugerencias para el éxito de las reuniones entre padres y maestros en la escuela de su hijo ofrece algunas ideas para preparar para estas reuniones.
 
 

Apoye los esfuerzos académicos de su hijo

4. Averigüe cómo le está yendo a su hijo en sus cursos. Pregúntele a la maestra cómo le está yendo a su hijo en comparación con los demás estudiantes. Si su hijo se está rezagando, especialmente en la lectura, consulte qué puede hacer usted o la escuela para ayudar. Es importante actuar oportunamente antes de que su hijo se retrase demasiado. Lea los reportes o informes escolares de su rendimiento académico. Para obtener más información, consulte la página Cómo saber si su hijo necesita ayuda adicional.

5. Solicite servicios especiales si cree que su hijo los necesita. Si su hijo está teniendo problemas de aprendizaje, solicite que la escuela lo evalúe en el idioma que más domina. Es probable que la maestra pueda hacer "adaptaciones" en la clase para su hijo. Si la escuela concluye que su hijo tiene una discapacidad de aprendizaje, usted podrá recibir ayuda adicional libre de costo. Para recibir más información consulte la página Dónde buscar ayuda.

6. Supervise la tarea. Haga a su niño comprender que usted piensa que la educación es algo importante y que hay que cumplir con la tarea escolar. Usted le puede ayudar a su niño con la tarea en las maneras siguientes: aparte un lugar especial para que su niño estudie, fije una hora para hacer la tarea, y elimine las distracciones cómo el televisor y llamadas sociales. También hay muchas maneras en que usted puede ayudar si no conoce la materia a fondo o porque no domina el inglés tan bien como su hijo. Aprende más en Cómo ayudar a su hijo con la tarea escolar.

7. Busque quién le ayude a su hijo con las tareas. Si se le dificulta ayudarle a su hijo con las tareas o los proyectos escolares, consulte para encontrar a alguien más que pueda ayudarle. Comuníquese con la escuela, los grupos de tutoría, los programas después de la escuela, las iglesias y las bibliotecas o busque la ayuda de un estudiante mayor, vecino o amigo.

8. Ayude a su hijo preparar para las pruebas. Las pruebas estandarizadas cumplen en la actualidad un papel fundamental en las escuelas públicas de los Estados Unidos. Su hijo puede dar una o más pruebas estandarizadas durante el año escolar y es posible que el maestro de su hijo dedique tiempo de clase a la preparación para el examen a lo largo del año. Como padre o madre, hay muchas formas de apoyar a su hijo antes y después de dar una prueba estandarizada, así como también hay muchas formas de apoyar los hábitos de estudio de su hijo a diario, que lo ayudará a estar mejor preparado cuando llegue el momento de la prueba. Cómo ayudar a su hijo a prepararse para las pruebas estandarizadas ofrece ideas para la preparación de pruebas estandarizadas y generales.

 

Participe en las actividades escolares de su hijo

9. Infórmese sobre lo que ofrece la escuela Lea la información que la escuela envía a los hogares (solicite que le envíen versiones en español) y hable con otros padres de familia para saber qué programas ofrece la escuela. Es posible que haya un programa de música, actividades después de la escuela, equipos de deportes o programas de tutoría que podrían beneficiar a su hijo. Manténgase informado durante el año escolar.

10. Colabore con la escuela de su hijo y/o participe en un grupo de padres y maestros de la escuela. Los maestros realmente aprecian que los padres ayuden en la escuela. Usted puede contribuir de muchas maneras. Por ejemplo, ofreciendo su colaboración como voluntario en la clase de su hijo o en la biblioteca o con comida para algún evento escolar. Si usted trabaja durante el día, asista a las actividades conocidas como "Noches para los padres" o a las presentaciones de su hijo. En la mayoría de las escuelas se reúne con regularidad un grupo de padres para hablar de la escuela. Este grupo se conoce como PTA o PTO. Estas reuniones le brindarán una buena oportunidad de hablar con otros padres y de trabajar juntos para mejorar la escuela. Cómo mantenerse involucrado en las actividades escolares de su hijo ofrece algunas ideas, especialmente para los padres ocupados.



 

Manténgase informado y apoye a su hijo

11. Haga preguntas. Si algo le preocupa acerca del aprendizaje o comportamiento de su hijo, pregúntele a la maestra o al director sobre dicho comportamiento y busque asesoría. Sus preguntas pueden ser como las siguientes: ¿Qué problemas específicos tiene mi hijo con la lectura? ¿Qué puedo hacer para ayudar a mi hijo con este problema? ¿Cómo puedo evitar que otros niños intimiden a mi hijo? ¿Cómo le puedo ayudar a mi hijo a hacer las tareas? y ¿A qué grupo de lectura pertenece mi hijo?

12. Aprende sobre sus derechos como. Es importante saber que sus derechos como padre son con respeto a la inmigración, servicios especiales, la instrucción de inglés, y más.

13. Informarle a la escuela lo que le preocupa. Si su hijo tiene un problema con los estudios, el comportamiento, o con otro estudiante, maestro o administrador, Cómo informarle a la escuela lo que le preocupa describe algunos pasos que podrá seguir.

 

Fomente el aprendizaje de su hijo en la casa

14. Demuestre una actitud positiva con respeto a la educación. Lo que decimos y hacemos en nuestras vidas diarias les puede ayudar a desarrollar actitudes positivas hacia la escuela y el aprendizaje, y a desarrollar la confianza en sí mismos como estudiantes. Al demostrarles que valoramos la educación y utilizamos nuestro conocimiento en la vida cotidiana, les damos un ejemplo muy poderoso a seguir, lo cual contribuye mucho a su éxito en la escuela.
Al demostrar interés en la educación de los niños, los padres y las familias pueden despertar su interés y dirigirlos hacia un descubrimiento muy importante-que el aprendizaje puede ser placentero además de traer consigo muchas recompensas, y vale la pena el esfuerzo que cuesta.

15. Supervise el uso de la televisión, los juegos electrónicos y el Internet. Los niños norteamericanos invierten una mayor proporción de su tiempo mirando la televisión o jugando juegos electrónicos como el Nintendo que haciendo tarea o participando en otras actividades escolares. Supervise el uso de la televisión y los juegos electrónicos y Ayude a que su niño aprenda a usar el Internet adecuada y efectivamente ofrecen algunas sugerencias para ayudar a su niño a utilizar los medios con sensatez.

16. Aliente a su niño a leer. Lo más importante que usted puede hacer para ayudarle a su niño a tener éxito en la escuela-y en la vida-es ayudarle a leer. No podemos enfatizar demasiado la importancia de la lectura. La lectura ayuda a los niños a superarse en todas sus materias. Más aún, es la clave para el aprendizaje de toda la vida. Actividades para divertirse leyendo y Maneras divertidas y eficaces de leer con los niños le presentan algunos consejos para ayudar a que su niño se desarrolle como lector.

17. Hable con su niño. Hablar y escuchar cuidadosamente son dos destrezas que juegan un papel muy importante en el éxito escolar de su niño. Los niños pequeños aprenden las destrezas del lenguaje que necesitarán para tener éxito aprendiendo a leer a través de lo que escuchan a sus padres decir, las charlas entre los miembros de su familia y cómo son alentados a responder. Por ejemplo, los niños que no escuchan mucha conversación o a quienes no se les alienta a hablar y participar, suelen tener problemas al aprender a leer, lo cual puede causarles retrasos en su desarrollo escolar. Además, los niños que no han aprendido a escuchar con cuidado frecuentemente tienen problemas siguiendo instrucciones o prestando atención en clase. También es muy importante que usted le demuestre que le interesa lo que el niño dice y piensa. Aprende más en El éxito escolar: Hable con su niño.

18. Anímelo a usar la biblioteca. Las bibliotecas son lugares de aprendizaje y descubrimiento para todos. Al ayudar a su niño a descubrir la biblioteca usted lo iniciará en un camino seguro hacia el aprendizaje independiente. Las bibliotecas también tienen un gran número de recursos para estudiantes de todas las edades, como material de referencia, computadoras y muchos tipos de libros, ¡sin mencionar que ofrecen un lugar tranquilo para estudiar y hacer la tarea! Servicios de la biblioteca para niños de edad escolar describe los servicios que las bibliotecas ofrecen a los estudiantes.

19. Aliente a su niño a ser responsable y trabajar independientemente. Tomar mayor responsabilidad y trabajar independientemente son cualidades importantes para el éxito escolar. Fomente la responsibilidad, la independencia, y el aprendizaje activo ofrece algunas sugerencias para ayudar a su niño a desarrollar estas cualidades.

20. Fomente el aprendizaje activo. Los niños necesitan participar en actividades de aprendizaje activo al igual que en actividades de aprendizaje independiente como leer o hacer tarea. El aprendizaje activo incluye hacer y responder a preguntas, resolver problemas y explorar intereses. El aprendizaje activo también se realiza cuando su niño participa en actividades deportivas, juega con sus amigos, actúa en una obra de teatro de la escuela, toca un instrumento musical o visita museos y librerías. Para promover el aprendizaje activo, pida que su niño comparta sus ideas con usted y respóndale.
 
 
 
 
 

domingo, 14 de julio de 2013

jueves, 11 de julio de 2013

65 AÑOS DE LOS AGUSTINOS RECOLETOS EN CHICLANA.

Hoy, 11 de Julio, se cumplen 65 años de la llegada de los Agustinos Recoletos a Chiclana para hacerse cargo del Santuario de Nuestra Señora de los Remedios, Patrona de la Ciudad. (Iglesia de San Telmo). Aquí he recopilado algunas fotos que he encontrado en internet de ese día.

El 11 de julio 1948 la provincia de San Nicolás de Tolentino de los Agustinos Recoletos tomó posesión del santuario de la Virgen de los Remedios, propiedad de la diócesis de Cádiz, y de la residencia contigua, propiedad del ayuntamiento de la ciudad.

En octubre de 1955, a instancias del ayuntamiento, abrió un pequeño colegio de primera y segunda enseñanza, que se ha ido acomodando poco a poco a las crecientes exigencias de la educación.

 En 1959 se clausuró la sección de secundaria o bachillerato por falta de alumnos.

 El 31 de octubre de 1998 estrenó un nuevo edificio sobre una superficie de 630 m2, destinado a clases de ESO y oficinas. Actualmente  el colegio está atendidos por 3 profesores religiosos y el resto son seglares. seglares.


Desde el primer momento la comunidad desarrollo una gran actividad apostólica, sobre todo en la catequesis, el confesionario y asistencia a los enfermos. También dio nuevo impulso a las asociaciones existentes y jugó un papel importante en la organización de la Acción Católica. El 16 de julio de 1964 el templo se convirtió en sede de la antigua parroquia de la Santísima Trinidad. Su población es de 10.000 habitantes. Los domingos celebra cinco misas en las que participan 1.000 fieles; a las tres misas de los días feriales asisten 200. También celebra misa todos los domingos en las capillas de La Soledad y Carboneros; y a diario, en tres capellanías de monjas y  residenncia de ancianos.





11 de Julio de 1948.

Religiosos que formaron la 1ª Comunidad de Agustinos Recoletos de San Telmo. De izquierda a derecha: R. P. Joaquín Usubiaga, R.P. Domingo Peña (superior), R.P. Antonio Ullate, R.P Manuel Guerrero.


El Señor Obispo, frailes y autoridades que asistieron a la solemne Misa ´que se celebró el día de la inauguración.


Dependencias del convento en aquellas fechas. Utilizada como refectorio y sala de lecturas.

Vestíbulo interior que comunica con el Coro de la Iglesia.

Interior de la Iglesia de San Telmo en esa época.
 


 
Fotografía de la Misa solemne de la inauguración





martes, 9 de julio de 2013

LAS REDES SOCIALES. PROTEJAMOS NUESTRA INTIMIDAD.

 


 
 
 
El valor de las Redes Sociales como medio de comunicación es innegable, pero para poder disfrutar de todo lo que nos ofrecen sin arriesgar nuestra privacidad es necesario adoptar determinadas medidas. La empresa especializada en seguridad digital, S21sec, ofrece un decálogo para hacer uso de las redes sociales de forma segura:

1.- No indiques datos personales como tu dirección, trabajo o teléfono. Esta información puede facilitar tu búsqueda a personas ajenas a tu entorno y de las que puedes no conocer sus intenciones.

2.- Utiliza una contraseña compleja y difícil de adivinar para tu cuenta de usuario. Si otra persona llega a descubrirla podrá acceder completamente a toda la información que tengas almacenada y si lo desea, suplantar tu identidad en la Red. Según los estudios sobre riesgos en los mundos virtuales, el robo de identidad es el problema que más se lleva a cabo.

3.- Si decides incluir información sobre tus gustos, aficiones o preferencias ten en cuenta que puedes sufrir un bombardeo de publicidad no deseada relacionada con los datos suministrados.

4.- Algunas redes ofrecen la posibilidad de utilizar tu cuenta de correo electrónico para localizar a tus amigos basándose en tu lista de contactos. Ten en cuenta que, si aceptas esta opción, debes suministrar la contraseña de acceso a tu cuenta de correo, por lo que existe el riesgo de que puedan acceder también a tus mensajes.

5.- No incluyas datos bancarios o de tus tarjetas de crédito. Si deseas realizar una compra o efectuar un pago por Internet verifica y utiliza los medios de pago seguros habituales. (conexión https:, Verified by visa, tarjeta prepago, …)

6.- No des nunca información sobre tu situación laboral, familiar o futuros planes y viajes. Con esta información alguien puede saber que tú o tu familia estaréis ausentes del domicilio y facilitar así un posible robo.

7.- Cuando subas fotos o videos ten en cuenta que algunas redes sociales obligan a aceptar la cesión de la gestión de ese material, por lo que tu privacidad puede verse gravemente afectada.

8.- No publiques fotos comprometedoras tuyas o de tus amigos o conocidos y si lo haces no olvides restringir quienes serán las personas que tendrán acceso a las mismas.

9.- No confíes siempre en todo lo que encuentras en la red, y en especial en las opiniones que puedas ver sobre temas “comprometidos”, ya que no tienes garantía de su veracidad y puede tratarse de un cebo para captar tu interés y tratar de ganar tu confianza.

10.- Antes de añadir un nuevo contacto a tu lista de amigos trata de informarte bien sobre él y valora si debes incluirlo o no preguntando a tu grupo de amigos más cercano y de tu confianza.
 
 
 
 

sábado, 6 de julio de 2013

ENSEÑAR A LOS NIÑOS Y NIÑAS A EQUIVOCARSE SIN MIEDO...PARA REFLEXIONAR...

ENSEÑAR A LOS NIÑOS Y NIÑAS A EQUIVOCARSE SIN MIEDO...PARA REFLEXIONAR...

Muchas veces pensamos que quien se equivoca es menos competente o más tendente al fracaso. Sin embargo, hace años que los estudios científicos internacionales arrojan resultados que demuestran lo contrario. Los niños con menor miedo al fracaso obtienen mejores resultados en la escuela (y en todo lo demás).
Un estudio reciente de investigadores franceses, publicado en la APA (Asociación Americana de Pediatría), encontró que los niños a los que se había dicho que el aprendizaje podía ser difícil y que cabía la posibilidad de fracasar, obtuvieron mejores resultados que aquellos a los que no se les había proporcionado esta información. Cuando los niños se encuentran en situación de miedo al fracaso, se muestran más reacios a afrontar nuevos retos, explorar sus capacidades y aprender de forma placentera.
 ¿Que debemos hacer para ayudar a los niños? 
1. Eliminar las expresiones negativas ante el fracaso.   Acompañarles en sus procesos de aprendizaje y juego de una manera positiva, felicitándoles por sus intentos y no solo por sus logros.
2. No dar ayuda no requerida.
Muchas veces nuestras ganas de que logren sus objetivos cuanto antes y de que les supongan el menor sufrimiento posible, nos empujan a prestar una ayuda que no se nos ha pedido. Esto, que a priori no debiera ser malo, puede afectar a la autoestima de los más pequeños haciéndoles pensar que son incapaces de lograr las cosas por sus propios medios. Así que permite a los niños intentarlo tantas veces como quieran, no tengas prisa y dales el consuelo que necesario cuando sea oportuno. Ya hemos visto que saber que se enfrentan a un reto difícil y que es posible no conseguirlo les ayudará a ser menos reticentes ante nuevas experiencias, por costosas que sean estas.
3. Proporcionarles un ambiente adecuado 
¿Cual es el mejor ambiente para el desarrollo del aprendizaje? Pues es aquel rico en estímulos donde se pueda jugar y explorar con seguridad, tanto física como muy especialmente, emocional. Un niño que se siente seguro en sus relaciones afectivas, estará preparado para asumir cualquier reto. Por ello es importante acompañarles en sus juegos, permitiendo que sean ellos quienes lleven la iniciativa.
4. No compararles con otros.
Cada niño es único, tiene unas pautas de desarrollo propias. Las comparativas y competiciones por un premio, nota o aprobación, lo único que hacen es dañar la autoestima del pequeño (esto es malo tanto si alcanza los objetivos, puesto que la presión a la que se ve sometido es muy fuerte, como si no lo hace ya que entonces pensará que no está a la altura del resto), además puede terminar haciendo las cosas no por su valor intrínseco, sino solo por el premio o temor al castigo. De esta manera le educaremos en el desinterés por las cosas que no produzcan una recompensa externa o cuya no ejecución no genere un castigo. 
5. Ser un buen ejemplo.
Los niños deben saber que el error es algo común y que nos pasa a todos, así que pese a lo mucho que nos gusta sentirnos como super héroes, en ese pedestal en el que nos ven los pequeños, es importante contarles que nosotras también nos equivocamos y que esto, nos ayuda a hacerlo mejor la próxima vez.
Recuerda, al final la lección más importante, es enseñar a disfrutar con cada cosa que haga, sin miedo.

Visto en :ShikobaKids un blog al que llegué por casualidad pero que les recomiendo visitar. Publica cosas muy interesantes que nos hacen "reflexionar"...
 
 
 

Colegio San Agustín

Colegio San Agustín

Bicentenario Antonio García Gutiérrez